Cómo evitar la prisión: ¿Cuándo procede la suspensión de la pena?

Si hay algo que produce desconcierto, es la realidad que día a día se dan en las prisiones.

En ocasiones, buscando un ánimo de castigo proporcional al daño o agravio producido, empeora la situación personal del inculpado cuando la comisión del hecho se hizo bajo unas circunstancias que han variado tras el tiempo.

Para que lo entendáis mejor os lo explicamos con el siguiente ejemplo: Juan comete un robo con fuerza en las cosas por estar bajo la influencia del alcohol y sustancias estupefacientes. Pasa el tiempo y cuando le notifican la celebración del juicio para resolver la causa, Juan se ha recuperado de sus drogodependencias y además ha encontrado trabajo y presenta una vida normal. Se arrepiente de lo que pudo hacer en otro tiempo ya que no era consciente de lo que hacía.

La pena prevista para el delito cometido es de 2 años de privación de libertad y, por consiguiente, la entrada en prisión.

¿QUÉ SE PUEDE HACER ANTE ESTE TIPO DE SITUACIONES?

En estos casos, además de apreciar los atenuantes de comisión del hecho bajo un estado de dependencia a ciertas sustancias, es necesario apreciar si concurren los requisitos de SUSPENSIÓN DE LA PENA.

Déjanos tu contacto. Te llamamos.

¿QUÉ ES?

La suspensión de la pena se inspira en la necesidad de evitar el cumplimiento de penas privativas de libertad por aquellos condenados que presentan un pronóstico favorable de no cometer nuevos delitos ya que llevar a cabo el cumplimiento de dicha pena puede poner en peligro la resocialización y readaptación del penado.

Se pretende evitar con la misma el ¨contagio criminológico¨

En tal sentido y con ánimo de RESOCIALIZAR y CORREGIR conductas delictivas, nuestra legislación estima tal situación, pero para que pueda apreciarse deben darse ineludiblemente una serie de REQUISITOS:

  • Que el condenado haya delinquido por primera vez
  • Que la pena impuesta o suma de penas, no sea superior a dos años
  • Que se hayan satisfecho las responsabilidades civiles que se hubieren ocasionado

¿SIEMPRE SE APRECIA LA SUSPENSION EN CASO DE QUE EXISTA TAL POSIBILIDAD?

La suspensión de la pena tiene carácter absolutamente DISCRECIONAL. El juez valorará todas las circunstancias ya no sólo de cómo se llevó a cabo el hecho sino la evolución del penado. Valorara la desventaja o perjuicio que puede suponerle decretar su entrada en prisión si tras la comisión del hecho, ha presentado deforma activa un pronóstico favorable.

SI SE APRECIA LA SUSPENSIÓN DE LA PENA ¿QUÉ SANCIÓN SE PREVÉ?

Prestaciones o medidas subsidiarias que respondan por el daño producido tales como: multa, trabajos en beneficio de la comunidad o cualquier otra que atendiendo al caso sea apreciada como conveniente por el juez.

¿DÓNDE SE ENCUENTRA REGULADA?

La suspensión de la pena la encontramos en el artículo 80 de nuestro Código penal, en él se fijan los requisitos mencionados, así como otras situaciones en las que no se cumplen dichas exigencias, si responden a situaciones en las que el inculpado puede demostrar que en el momento de comisión de los hechos, los mismos se ejercieron por no disponer plenamente de sus facultades.

Éste tipo de cuestiones precisan de una asesoría jurídica acorde al caso, si te encuentras en esta situación no dudes en llamarnos, ES Abogadas es tu despacho de abogados en Yecla.

Déjanos tu contacto. Te llamamos.

como evitar entrar en la cárcel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

20 − 2 =